martes, 31 de mayo de 2016

Del no darte cuenta de la luz (razón-realidad-deber correcto) y del no valorarla, de eso la luz no tiene la culpa, sino tú, a cerebro podrido sin alma